Películas complejas que te volarán la cabeza y puedes ver en este momento

Dicen que el arte debe consolar al perturbado y perturbar al cómodo. Hay cosas que llegan a nosotros y son un shock total, tanto que no podemos sacarlo de nuestra cabeza, esas películas que parecen haber sido hechas para perturbarnos, pero que si analizamos y digerimos, terminan siendo algunas de las más importantes piezas de arte que podemos ver en nuestra vida. Así es como nos encontramos con películas complejas de entender pero que vale muchísimo la pena ver.

El cine tiene mucho de eso. Hay películas incómodas, otras sangrientas, algunas lentas y contemplativas que te obligan a prestar atención y desenredar el nudo narrativo que a veces parece imposible de resolver. Las siguientes películas tienen un poco de todo eso, son esas que te vuelan la cabeza y que tal vez a unos los hacen alejarse de la pantalla, pero que con un poco de tiempo y paciencia, te atrapan como ninguna otra y te hacen descubrir quién eres en verdad.

I’m Thinking of Ending Things – Charlie Kaufman

La última película de Charlie Kaufman, guionista de películas como Eternal Sunshine of the Spotless Mind y Adaptation, es algo tan complicado que puede resumirse en «un roadtrip existencial en el que no sabes qué está pasando». Se acaba de estrenar y ya puedes ver Youtube y Reddit lleno de teorías sobre qué es lo que realmente pasa en la película, y aunque hay muchas teorías, hay algo en lo que todos están de acuerdo… necesitas verla más de una vez para empezar a entenderla, una película compleja de inicio a fin.

Disponible en Netflix

Gone Girl – David Fincher

David Fincher es sin duda uno de los mejores directores de Hollywood, por lo que el estreno de Mank, en Netflix, es algo que tiene obsesionados a sus fans. Sin duda su último trabajo, Gone Girl, es un rompecabezas que pocas veces habíamos visto en el cine comercial. Lo que inicia como una predecible historia detectivesca, se convierte en una película increíble, pues no es que te estén ocultando algo y tengas que descubrirlo, simplemente las revelaciones en la película te hacen darte cuenta que siempre hay nuevas maneras de contar una historia.

Disponible en Netflix

Nocturnal Animals – Tom Ford

Aún recuerdo que un día por la noche vi Nocturnal Animals y al terminar necesitaba quitarme el sentimiento de opresión en el pecho y puse Get Out, porque sólo había escuchado buenas cosas de esa película… pésima decisión. Al terminar ese mini maratón mi cabeza simplemente no podía procesar nada más y hasta el día de hoy no puedo pensar en otra película que me haya dejado tan exhausto como esas dos películas.

Pero hablando sólo de Nocturnal Animals, la película de Tom Ford es una de esas películas en las que se nota la profunda relación entre el cine y la literatura, verla se siente como leer un pasaje muy perturbador y no poder cerrar el libro. Otra de nuestras películas complejas favoritas pero que debes ver.

Disponible en Amazon Prime Video

Hereditary – Ari Aster

El cine de terror de calidad del siglo XXI se ha destacado porque el elemento más terrorífico es uno con el que estamos familiarizados y con el que usualmente lidiamos cotidianamente. En el caso de Hereditary, más allá de una cinta sobre espíritus, sectas y demonios, se trata de un análisis sobre la idea de familia y la imposibilidad de desprenderte de tu propia historia, sin duda una verdadera obra de arte.

Disponible en HBO GO

The Invitation – Karyn Kusama

Construir una buena película basada en el suspenso es muy difícil, pero The Invitation es un excelente ejemplo de cómo se hace. Un hombre y su novia van a una cena organizada por la exesposa de él, algo que ya es bastante raro, pero durante la cena, hay pequeñas cosas que parecen fuera de lugar, algunos detalles que podrías dejar pasar por alto, pero que simplemente te ponen los pelos de punta hasta que descubres qué es lo que está pasando y en ese momento la película se convierte en una de tus favoritas a pesar de ser compleja.

Disponible en Netflix