¿Cómo hacer agua de luna? ¡Te contamos todos sus beneficios

Cada que llega la luna nueva es una nueva oportunidad de aprovechar toda esa increíble energía que nos regala para usarla en todas las áreas de nuestra vida. A diferencia de lo que algunos piensan, es agua potable que se coloca bajo los rayos de la luz de la luna dependiendo las fases lunares que se van presentando cada mes. Al hacer eso y tener alguna intención, haces que tenga varios usos y no es nada complicado de hacer.

Algo a considerar, es que muchas veces se recolecta el agua de luna llena pero también puedes tener de luna creciente o cuarto menguante. Ya es cuestión de la persona y la manera en la que quieras utilizarla de manera espiritual para purificar el ambiente y eliminar las malas vibras o simplemente crecer como persona. ¡Toma nota sobre sus usos y como prepararla para darte ese apapacho espiritual y cargarte de energía!

Para que sirve en cada fase

Cada fase lunar representa algo así que toma nota antes de prepararla para que conozcas cuál es la que necesitas para darte ese detox espiritual de todo. La agua de luna nueva es para el cuidado del cuerpo, mente y pensar en iniciar nuevos proyectos. Por otra parte, la de luna creciente va enfocada al trabajo, buscar inspiración, crecimiento profesional y personal así como a enfocar nuestra energía a encontrar mucho amor propio. La agua de luna menguante es para purificar, limpiar, desintoxicar, liberar energías negativas y sanar.

¿Cómo hacer agua de luna? ¡Te contamos todos sus beneficios - sabrina-82

Usos

Muchas personas utilizan agua potable por lo que beben un poco en las mañanas para empezar su día recargado de energía lunar, esto ayuda a que empieces el día de una mejor forma y también puedas equilibrar la energía de tu alrededor. Otra forma de usarla es en un rociador, colocarla y purificar tu cuarto o llevar un poco a donde vayas para siempre sentirte que puedes hacer una pequeña limpieza vibracional. Otros agregan aceite de coco para uso corporal o en la rutina de skincare para combatir el acné o ayudar al crecimiento del cabello.

¿Cómo prepararla?

  1. Vierte agua en un recipiente de vidrio transparente.
  2. Coloca el recipiente a la luz de la luna por varias horas.
  3. Mientras la dejas trata de enunciar alguna intención para que tenga toda esa energía al doble. Por ejemplo, «para tener mayor amor propio» o «para purificar tu energía» todo enfocando al uso que le quieras dar y ¡listo!

Recuerda utilizarla con responsabilidad para conectar contigo de forma espiritual y llenarte de un entorno en el que tú y tus seres queridos puedan vibrar alto. Se trata de hacer cosas que nos ayuden a sentirnos plenos y tal vez un poco de agua de luna te ayude a ser una persona que conecta mejor con sus emociones. ¡Te dejamos mayor información en nuestro Pinterest!