Un mezcal inspirado en el México prehispánico

Toda la tradición de las culturas antiguas de nuestro país ha logrado ser  llevada directamente hasta una botella gracias a 400 Conejos, un mezcal joven de sabor suave y notas sutiles afrutadas que es elaborado con Agave Espadín y producido en la capital de la bebida: Santiago Matatlán, Oaxaca.

Su nombre viene desde el México prehispánico, en donde «Centzon totochtin» (400 o incontables conejos), era la frase que se utilizaba para referirse a los efectos causados por el alcohol. En ese entonces se creía que los espíritus que estaban relacionados con el sueño y el despertar se apoderaban del cuerpo, y que el comportamiento de quien tomaba dependía del conejo que lo dominaba.

También lee: Absolut Elyx: más que un vodka, un estilo de vida

El proceso de elaboración de este mezcal es 100% fiel a los artesanales. La molienda se realiza con piedra tirada por un caballo, la fermentación en tina de madera y la destilación en ollas de cobre, proporcionando un sabor excepcional. Los encargados de llevar a cabo el cuidadoso procedimiento son los maestros mezcaleros Don Tacho y Joel Santiago.

No importa si lo prefieres derecho, acompañado de gajos de naranja y sal de gusano o incluso en cócteles. Por su suave sabor es muy fácil de mezclar y ya puedes encontrarlo en tiendas especializadas y de autoservicio. ¡Tienes que probarlo!

Un mezcal inspirado en el México prehispánico - 400-conejos-agave-1024x694