Celebramos los 50 años de Bodegas Domecq en Valle de Guadalupe

Cumplir 50 años es motivo de celebración. No importa si se trata de una persona o una empresa, el medio siglo implica rememorar en el pasado y descubrir que a pesar de las dudas y los contratiempos, te encuentras en el camino correcto.

Esto fue parte de la celebración de los 50 años de Bodegas Domecq, una de las casas vitivinícolas más antiguas e importantes de México. Ante la perspectiva de celebrar sus primeros 50 años, Bodegas Domecq miró al pasado para encontrar sus fortalezas y proyectarlas hacía un futuro que no es incierto, sino del que tienen bastante confianza que los llevará por un gran camino.

La historia de la fundación de Bodegas Domecq es un ejemplo de visión y emprendimiento: una vez cumpliendo su primer objetivo – crear una marca de brandy en América – Don Antonio Ariza y Pedro Domecq se asociaron en México para expandir los negocios de la empresa española Casa Pedro Domecq, con el interés fijo en detonar el potencial del Valle de Guadalupe.

Celebramos los 50 años de Bodegas Domecq en Valle de Guadalupe - img-5250-edited

Uniendo técnicas internacionales de vinicultura y todo el carácter de la tierra mexicana, Bodegas Domecq compartió sus vinos con los consumidores mexicanos, quienes lo incluyeron en sus celebraciones, en las buenas y en las malas. El vino mexicano se convirtió en una categoría especial gracias a Bodegas Domecq y otros emprendedores de la época, y durante las siguientes décadas abrieron el camino para convertirlo en un verdadero competidor a nivel mundial.

Para celebrar medio siglo, viajamos con Bodegas Domecq a Valle de Guadalupe. Cuando se emprende un viaje desde el punto más al norte del país, no hay manera de superarlo que visitando Puerto Nuevo y comer langosta como debe de ser, con arroz y frijoles en tortilla sobaquera. La Casa de la Langosta fue el lugar donde pudimos probarla, claro, acompañada de Chateau Domecq Blando.

Valle de Guadalupe se encuentra cerca de Ensenada y el hotel City Express Plus, está ubicado entre ambos lugares para dar el descanso y la cercanía que se necesita, además de ser un spot perfecto para ver los hermosos atardeceres de la península. El 22 de septiembre la visita a los viñedos y Bodegas Domecq inició temprano, donde una cata de chocolates junto a Chateau Domecq Blanco, Chateau Domecq Tinto y Domecq Reserva Magna, nos abrió el apetito y enseñó cómo 50 años de historia implica solo 50 oportunidades para crear los vinos más adecuados para cada paladar.

Celebramos los 50 años de Bodegas Domecq en Valle de Guadalupe - img-6680-edited

Domecq se ha preocupado por brindar el mejor sabor, no a través de ser puristas del vino, sino de entender al mercado mexicano, moldear su paladar mientras ellos mismos se transformaban y por eso está bien notar que estos fueron los «primeros 50 años», los cuáles marcan el inicio de la marca y su difusión, aceptación y posicionamiento en el mercado mexicano.

El aprendizaje del pasado no se deja atrás, pero Domecq está viendo por los próximos 50 años, otro medio siglo marcado por la expansión de la marca, que ahora cuenta con más vinos y licores dentro de su cartera (de hecho, acaban de introducir la ginebra Puerto de Indias a México), así como una búsqueda por la sustentabilidad en un mercado donde esto es cada vez más importante.

Durante la celebración en el viñedo, la comida de Ensenada se hizo presente junto a distintas etiquetas de la casa y un vino que Alberto Verdeja, Wine Maker de Domecq sirvió personalmente después de contarnos su experiencia como uno de los guardianes del vino más importantes en México.

El broche de oro fue la cena de gala dentro de las cavas de Domecq, donde Vicente Torres, chef de Garum hizo mancuerna para degustar sus platillos con cuatro vinos prestige de la bodega: Vasija blanco y Vasija tinto. El nuevo lanzamiento de la familia Domecq Reserva Magna: un Pinot noir que aún no está en el mercado, y el vino de la celebración: Domecq Reserva Magna 50 años, un Nebbiolo 2017 envejecido 48 meses en barricas de roble francés.

Celebramos los 50 años de Bodegas Domecq en Valle de Guadalupe - img-7350-edited

Con un nuevo viñedo de 20 hectáreas en el Valle Ojos Negros, que ofrecerá fruta premium en alrededor de tres años, nuevos tanques de almacenamiento y una renovación en la parte industrial de la bodega, Domecq está seguro que el futuro a corto plazo es brillante y nosotros solo podemos decir felicidades y salud con ellos.