Una sonrisa más blanca… al natural

Por Mariana Rubio

Con la ajetreada vida que muchos llevamos hoy en día, es difícil concebir el poder empezar el día sin un café o té y para muchos otros sin un cigarro, y algunos más sin algún refresco de cola, y aunque éstos suelen ser parte de la vida de muchas personas, a demás de los ya muy conocidos efectos secundarios a la salud, también lo tienen en términos de belleza, ya que ambos son los culpables de una dentadura amarillenta y pálida.

En súper cada día vemos más pastas de dientes que prometen blanquear la dentadura, y dejarla impecable, pero la realidad es que aunque muchas de éstas son algo efectivas, solo pueden eliminar cierta cantidad de las manchas, y mientras más vieja es ésta, más difícil será removerla. También hay un sin fin de tratamientos e intervenciones quirúrgicas que prometen eliminar el color amarillento, pero suelen ser costosas, dolorosas o muy fardadas, por lo que la clave está en la alimentación, y la rutina de limpieza que llevemos, pero sin duda si incluimos algunos de estos remedios dentro de nuestra rutina, veremos resultados en menos tiempo de lo pensado.

Limón y sal

El limón es conocido por debilitar el esmalte dental, y aunque esto es cierto, si se utilizas con medida y de forma adecuada, puede llegar a ser incluso beneficioso. Una mezcla de limón y sal, aplicada directo a los dientes durante 1 minuto, puede llegar mejorar el color…eso sí, por ningún motivo debe de realizarse más de dos veces por semana.

Naranja

La cáscara de la naranja no solo sirve para darle sabor al agua, sino que también si se frota la aparte blanca contra los dientes, ayuda al proceso de blanqueamiento.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio es si duda uno de los productos con más usos, y beneficios que existe, y claro que también juega un papel clave en el blanqueamiento dental. La forma de lograrlo es aplicándole media cucharada de bicarbonato a la paste de dientes, y cepillar normalmente.

La clave para que estos remedios resulten provechosos, y no lo contrario, está en usarlos con medida, y de la forma correcta, de lo contrario podrían resultar contraproducentes.

Para quienes quieren una ayudita extra, Colgate desarrolló una increíble fórmula, ideal para blanquear los dientes a diario, ya que con su efecto paulatino, Colgate Luminous White Advanced, y su 1% de Peróxido de Hidrógeno, que no no daña el esmalte de los dientes ni afecta su sensibilidad, tener una sonrisa perfecta, será tarea de niños.

Sígueme en @marianarubio.