Tipos de acné ¡Aprende a reconocer cada uno!

Una persona puede presentar diferentes tipos de acné sin darse cuenta, casi siempre los vemos como los enemigos número uno de nuestra piel. Sin darle la importancia debida a que depende mucho el tipo de «imperfección» para el tratamiento que deba tener. Por eso, es muy importante aprender a conocer nuestra piel. No solo verlos cómo los malos ya que nosotros también podríamos estar influyendo en su aparición si no le prestamos atención.

En algunos casos, los diferentes tipos de acné pueden darse de manera hormonal o por una mala alimentación y limpieza. Así que lo básico es conocer cómo se forman y la diferencia entre cada uno para poder identificarse. Algunas veces son muy dolorosos e incómodos ya que terminan saliendo en el día más inoportuno. Evita estresarte, tan solo tienes que darte a la tarea de aprender un poco sobre tu piel y prestar mucha atención a los factores externos para ver cómo puede influir en como se ve la piel.

Tipos de acné ¡Aprende a reconocer cada uno! - sabrina-2022-06-11t221647798

¿Cómo se forman?

Los granos son una inflamación crónica de las glándulas sebáceas, es decir, cuando los poros están tapados se dilatan y eso va haciendo que la acumulación de grasa forme pequeños o enormes granos. Algunas veces se van en un día pero otras se ve tan inflamado que puede tardar hasta semanas. Por eso es importante una alimentación saludable y una limpieza facial de 10. Así podrás descartar que sea de forma externa, de igual forma si es hormonal deberás ir al doctor para que puedan medicarte.

Tipos:

  1. Lo primero es la espinilla cerrada, es ese punto blanco donde se comienza a producir la acumulación de sebo y el grano comienza a crecer.
  2. El segundo se le conoce como espinilla abierta, siendo uno de los más comunes, también conocidos como puntos negros. Estos se encuentran en el poro abierto y suelen ser bastante molestos por su apariencia.
  3. Otro común es el grano rojo, es esa especie de espinilla que muestra una leve lesión roja elevada, muchas veces es doloroso y puede ir creciendo si no se atiende a tiempo.
  4. Cuando hablamos de tipos de acné, no podía quedar fuera los granos amarillos, son esos donde la punta se pone amarilla y mucha gente suele presionar en lugar de que se sequen por si solos.
  5. Y el más peligroso, conocido como nódulos, es uno de los tipos de acné más peligrosos ya que los granos son gruesos e inflamados de hasta 1 cm o más.

¿Cómo combatir?

Una vez que puedas identificar muy bien los tipos de acné que puedes presentar, es importante darle los cuidados necesarios. Hoy en día existen muchos parches anti acné que te ayudan a que puedan absorber todo sin que tengas que exprimirlo y lastimar la piel. Eso sumado de una rutina de skincare correcta para evitar la acumulación de grasa. Aunque lo más recomendable es acudir al dermatólogo para una revisión completa y pueda diagnosticar si requieres de tratamientos especiales en caso de que el acné sea muy frecuente.