Decor

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY

Hace exactamente un centenario Pierre Cartier fue el protagonista de una encantadora historia en la que solo fue necesario un collar de perlas para obtener el lugar perfecto para la marca en Nueva York. Era entonces 1912 cuando este joyero francés se enfocó en la búsqueda del nuevo venue, que combinará perfectamente con la flagship de Rue de la Paix en Paris y la boutique de New Bond Street en Londres, Cartier. Le tomó cinco años encontrar la mansión ideal, justo en el corazón de Manhattan.

También lee: Cartier presenta la edición más exclusiva de su esencia Déclaration

El deal perfecto se dio cuando Cartier decidió hacer un intercambio con magnate Morton F. Plant por un collar de 128 perlas naturales, que le tomó años crear. Este collar era el regalo perfecto para su esposa Mae y fue el pago equivalente para obtener esta propiedad, que por fin reabrió sus puertas al público después de cuatro años de remodelación.

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier-ny-5

La gloriosa mansión continúa en la privilegiada esquina de la 52nd Street con algunos cambios en el exterior, pero con grandes sorpresas en el interior. Thierry Despond fue el encargado del rediseño de esos espacios, que expondrían la piezas más lujosas de la marca. Bajo un concepto fantástico: hermosos salones dedicados a las icónicas celebridades que alguna vez portaron la marca en su esplendor.

También lee: Cuando Bvlgari se convierte en un estilo de vida

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier-ny-2

 

El Princess Grace Salon —donde antiguamente era el ballroom de la mansión— ahora está cubierto de cortinas de tafetán y candelabros gigantezcos, que le dan un toque romántico. Ahí se exponen los anillos de compromiso más exclusivos, ya que cabe recordar que 1955 el principe Rainier de Monaco sorprendió a la estrella de hollywood con un anillo de la marca.

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier-ny-4

 

El Elizabeth Taylor Salon reencarna el glamour de esta celebridad. Y es ahí donde se encuentran las joyas más exquisitas de Cartier. Ella era fanática de la marca y una de las piezas más emblemáticas, con la que fue fotografiada, fue un set de rubies y diamantes.

También lee: Un recorrido muy especial por la historia de Chanel

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier-ny-6

 

El Gary Cooper Salon muestra una increíble colección de relojes suizos, bajo la sombra de este atractivo y encantador actor de Hollywood.

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier

 

Y uno de los espacios más creativos es el Andy Warhol Salon, que se encuentra decorado con un auto-retrato en Polaroid del artista, en donde se exponen piezas de alta relojería.

Lo que no sabías de la reapertura de la mansión de Cartier en NY - mansion-cartier-ny

En el recorrido de la mansión también puedes encontrar el Perfume Cabinet, el Maisie Plant Salon, The Oak Room y el nivel de mezzanine decorado al estilo de Louis XV. admirar la arquitectura original de la marca mezclada con el toque neuyorkino, y claro, adquirir las joyas de Cartier. Así que si vas a la gran manzana, recuerda visitar este venue con tantas historias detrás.