Te decimos cómo incorporar la chía en tu vida

Por Mariana Rubio

Pareciera que todos, y cuando digo todos, es real, todos están poniéndose en forma. Cada día vemos más fotos de amigos corriendo, haciendo algún detox o presumiendo su muy saludable comida, con el hastag #eatclean acompañando las fotos.

Y aunque las opciones para comer mal son infinitas, poco a poco, también crece la variedad de comida saludable. Una de mis favoritas y más benéficas, es la chía.

Lee también: Libros que te cambiarán la vida

Pero cuando de comida saludable se trata, las superfoods son las reinas. Conocidas así por su enorme cantidad de beneficios para la salud, la quinoa, el amaranto, la espinaca, el brócoli y claro; la chía, son solo algunas de las más conocidas superfoods.

Pero aún dentro de esta prestigiada etiqueta, existen pedestales, y sin duda la chía está al top de la lista, como uno de los alimentos más saludables y beneficiosos.

 

 

Con tres veces más Omega-3 que el salmón, la chía es también una fuente de antioxidantes sin igual. Contiene fibra, proteínas, vitaminas y minerales. Es un perfecto auxiliar en la lucha para perder peso, ya que otorga un efecto de saciedad, controla el apetito, y ayuda a la regeneración del músculo.

 

Lee también: Los mejores audífonos resistentes al agua para ejercitarse

 

Lo más nutritivo de la chía es la semilla, y con su sabor a nuez, es una exquisita botana, incluso para antes o después de ejercitarte. Y son una gran fuente de potasio (el doble de un plátano) y de proteína (el doble que cualquier verdura), por lo que funciona como una gran fuente de energía.

 

¿Cómo integrarla en la dieta diaria?

Intégrala en tu dieta diaria en licuados, agrégasela al agua sola, a jugos, ensaladas, o simplemente sola. Solo ten en cuenta que al entrar en contacto con líquidos, se expande. Una forma práctica y rica de consumirla diario, es espolvoreándola sobre el yogur. Para quienes no quieren dejar atrás los dulces, pueden tener un poco de ambos mundos, espolvoreándosela a helados o postres. Por ahora, puedes preparar agua de chía y disfrutar de las tardes calurosas.

Agua de chía con limón

Ingredientes:

• Alcanza para 2½ lt. aprox.
• 1 taza de semillas de chía
• 2 lt. y 1 taza de agua
• 1/3 de taza de jugo de limón
• Agregar endulzante al gusto, incluso se puede utilizar miel de agave. Evitar el azúcar.

Modo de preparación:

1. Se deja remojada la chía por 2 o 3 horas
2. En 2 lt. de agua se agrega el jugo de limón y se disuelve el endulzante. Se agrega la chía.

Se pueden agregar frutas, verduras o vegetales a esta receta.