Elliot Page nos recordó la importancia de poder se quien quieras ser

Hace poco más de tres meses, Elliot Page se anunció como transgénero al mundo. Hoy, lo vemos haciendo historia como la primer persona transgénero masculina en la portada de TIME Magazine y abre mucho más el diálogo sobre su viaje para abrazar su ser auténtico. Y nos recuerda por qué debemos hacer lo mismo y cambiar el mundo para que todos tengamos un lugar en él.

En la entrevista con TIME, Elliot Page comenta que las reacciones a su anuncio y transformación han sido muy variadas, pero que “permitirme convertirme plenamente en quien soy” ha merecido el escrutinio que ha tenido que soportar. “Lo que esperaba era mucho apoyo y amor y una gran cantidad de odio y transfobia”, explicó Page. «Eso es esencialmente lo que pasó«.

Y sí, mientras que Elliot reconoce su privilegio, vivimos en un momento en que los crímenes de odio contra las personas transgénero y la retórica transfóbica están en aumento. Es por eso que Page, de 34 años, sintió una profunda responsabilidad de servir como un defensor visible de esa comunidad. Elliott Reconoce que mantenerse fiel y luchar por ser quien realmente somos no puede ser fácil.

«Mi privilegio me ha permitido tener recursos para pasar y estar donde estoy hoy y, por supuesto, quiero usar ese privilegio y plataforma para ayudar de la manera que pueda ”, dijo. “Personas extremadamente influyentes están difundiendo estos mitos y una retórica dañina; todos los días ves que se debate nuestra existencia. Las personas transgénero son muy reales.»

Y es por eso que esta entrevista de Elliot Page nos recuerda la importancia de la autenticidad para podernos honrar como queramos ser. Cuando comenzamos a honrar nuestra autenticidad, encontramos que las cosas y personas que verdaderamente importan se quedan y llegan a nuestra vida. Pero más importante aún, cuando somos realmente auténticos, podemos honrar la autenticidad en otros. No los vemos como raros o diferentes, recordamos que la lucha de derechos es para todas las personas, sin importar nada más. Si es un humano, tiene derecho a ser quien es.

No es una tarea fácil, pero es un esfuerzo que debemos comenzar a hacer todos para cambiar y poder vivir en un mundo digno para todos. Así como para Elliot Page entenderse a sí mismo en todos los detalles sigue siendo un trabajo en progreso. Sondear el género de uno, una identidad innata y representada, personal y social, fija y en evolución, es lo suficientemente complicado sin estar bajo un foco de atención que nunca parece apagarse, escribe Katy Steinmetz. Puedes leer más sobre la entrevista aquí.