Los mejores postres de la CDMX nacieron con Cuarentena Baking

Hay muchas razones para amar la Ciudad de México. Desde sus museos hasta su gente, pasando por la arquitectura, cultura popular, leyendas y mitos, pero una de las principales razones es su comida.

La ciudad de los palacios es también la ciudad de la garnacha, del taco, de los platillos gourmet, la cocina tradicional y la fusión de tendencias. Es, para muchos, un lugar en el que se ha experimentado hasta el cansancio y donde pocas cosas nuevas sorprenden realmente, por eso es admirable lo que está haciendo Cuarentena Baking.

Como las mejores cosas de la CDMX, el origen de Cuarentena Baking viene de la incertidumbre, el caos y la apuesta por algo mejor en medio de la adversidad. El proyecto nace de la mano de dos artistas, la peruana Andrea Ferrero y el colombiano David Ayala-Alfonso, quienes también vieron su vida profesional y personal llegar a una pausa debido a la pandemia.

Además del a creación artística, esos primeros meses les sirvieron para adentrarse en el mundo de la repostería, pero lo que inició como el hobbie para millones alrededor del mundo, el de ellos tuvo fruto. En abril comenzaron a vender sus creaciones originales entre amigos pero el word of mouth fue tan efectivo que pronto eran tendencia en todos lados.

Ya no podemos pasar más sin decirte qué hace a Cuarentena Baking tan llamativo, y es que más allá de simples galletas o postres dulces, sus creaciones son verdaderas bombas de sabor. Aquí se trata de comer en serio, ya sean brownies y blindies de dulce de leche lotus, kinderella, millionaire’s bar o biscoff s’mores, o cheescakes de sabores, todos sus productos son un atraganto tanto para la vista como para el gusto.

Hoy Cuarentena Baking ha crecido a un equipo completo, pero a pesar de eso tienen en mente expandirse mucho más y es que la popularidad de sus productos es tal que parece más fácil conseguir un Playstation 5 o boletos para Hamilton que una caja de Cuarentena Baking.

Es fácil entender la obsesión. Los pasteles tienen esa estética instagrameable y seguramente aunque no conozcas el nombre, ya has visto esos pasteles de «pinche covid» en alguna parte, pero también está el sabor. Ellos usan chocolate kinder, galletas lotus, dulce de leche y más para darle un sabor único.

Iniciando 2021 lanzaron su página web y los lunes a las 3 p.m. se abren los pedidos, por lo que te recomendamos darle refresh constantemente al sitio, porque sus productos se agotan con tal rapidez que hay quienes se quejan de que el servicio está arreglado, pero eso no es cierto, la realidad es que Andrea y David no sacrifican la calidad que los ha dado a conocer por el compromiso a vender más, por lo que sus productos están limitados a la cantidad que pueden hacer en el momento y en cuanto el equipo de Cuarentena Baking crezca, sin duda será más fácil comprar.

Cuando las restricciones se levantan en la ciudad, puedes comprar sus postres en pop ups, pero hasta entonces hay que mantenerse alerta de sus ventas por Internet y esperar que estos postres, cuya inspiración viene de recetas caseras, videos de Youtube y hasta de las galletas más famosas de Nueva York, puedan llegar a tus manos para también confirmes que se trata de uno de los mejores postres de la ciudad.